Sobre cómo preparar falafel

Una vez cada 500 días decido explorar la cocina con una receta en la mano y probar mis habilidades culinarias que no son exactamente las de Gastón Acurio, pero no te preocupes que el agua hervida me queda excelente. Esta vez he decidido preparar falafel, un plato típico del país que me acogió por casi un año, Israel, así que saca papel y lapicero para tomar nota de mi experiencia gastronómica.

IMG_20181008_074321.jpg
1/2 kilo de garbanzo – dejar reposar en agua por lo menos un día

Ingredientes:

  • 1/2 kilo de garbanzos
  • 2/3 de cebolla picada
  • 1/2 taza de perejil fresco
  • 1/2 taza de cilantro fresco
  • 3 dientes de ajos picados
  • 2 cucharaditas de comino molido
  • 1 taza de pan rallado/harina
  • 1 cucharada de bicarbonato
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 pizca de pimienta negra
  • Aceite para freír
IMG_20181008_090254.jpg
cero provocativo, lo sé

Luego de dejar remojando el garbanzo viene el proceso. Tu meta: llegar a una masa parecida a mi foto, y sí, sé que no se ve nada provocativa. Puedes agregar máximo un vaso de agua para que sea más fácil triturar/licuar y mezclar todos los ingredientes. Yo lo hice en partes para no matar la licuadora de mi mamá. Y siempre agregando 1/3 o un 1/4 de agua.

IMG_20181008_092743.jpg
Bolitas de falafel, casi listas

Tu masa debe quedar consistente y no aguada. Recuerda, tienes que usar el MÍNIMO DE AGUA. Para que las bolitas estén más crocantes y para secar cualquier rastro de agua puedes bañarlas ligeramente en harina. Hazlas bolitas y ponlas en un azafate o algo similar.

Antes de hacer TODAS las bolitas haz solo un par y ponlas en una sartén hirviendo con mucho aceite. El proceso es rápido, ten cuidado con quemarte (habla la experiencia porque me achicharré dos dedos). Deja que se enfríen y prueba el nivel de sal. En mi caso tuve que hacer este procedimiento dos veces antes de tener la masa oficial. Agregué un montón extra de sal, pimiento y comino. Recomendación: el catador debería ser otra persona, por temas de objetividad. Lo digo en serio.

IMG_20181008_095714.jpg
Resultado final

Así deberían quedarte, doraditas y crocantitas. Las puedes acompañar con hummus (crema hecha de garbanzo también), o cualquier salsa que quieras. El próximo plato que pienso cocinar es sopa de kube, pero estoy abierta a sugerencias así que si tienes alguna idea, dímelo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s