Sobre la paternidad por una hija

He leído muchos artículos sobre las 20 y algo cosas que un padre debe hacer por su hija. Muchas de ellas, mi papá no las hizo conmigo, y aún así, considero que tenemos una relación que muchas otras hijas quisieran tener con su padre.

Sé que ejercer el rol de padre no es fácil, definitivamente yo no se la he hecho nada fácil al mío, pero este mensaje es para aquellas hijas, tan afortunadas como yo, que tuvieron un papá valiente para quedarse y asumir el reto. Es para aquellos padres, como el mío, que aprendieron a ser padres con hijas tan complejas como yo.

Enséñale tus pasiones, pero no se las impongas. 

Se de muchos papás, que se sentaron con sus hijos a leerles cuentos. No tengo ni un solo recuerdo de mi papá haciendo lo mismo conmigo. Él nunca me impuso sus hábitos, pero con sus acciones me mostró cuánto le gustaba hacerlo y lo bueno que era. Amo el fútbol porque mi papá lo hace. Voy a leer lo que sea que caiga en mis manos porque él también ama la lectura.

Respalda sus decisiones, aún cuando no vaya con tus expectativas.

Una de mis decisiones más importantes ha sido qué carrera estudiar en la universidad. Tenía una gran presión por parte de la familia para decidirme por economía, como mis padres, pero mi pasión eran las comunicaciones. Sí, tenía miedo de decepcionar a mis padres con mi elección, pero fueron las palabras de mi papá las que me dejaron claro que contaba con su apoyo a largo plazo, en esto, y en todo: Estudia lo que tú quieras, pero sé la mejor, y sé feliz.

Sé su cable a tierra, el voto decisivo ante cualquier decisión importante en su vida. 

Cuando era pequeña, siempre iba donde mi papá a preguntarle las cosas que no entendía, y él siempre, siempre, tenía una respuesta. Recuerdo haberle preguntado cómo es que sabía tanto, y él respondería: Papá lo sabe todo. (Respuesta basada en un show americano llamado: Father knows best) Y hasta el día de hoy sigo creyendo que él lo sabe todo.
Tanta fue, y es, la seguridad en sus respuestas, que su voto va por encima de lo que diga el resto, desde qué zapato comprar (por más que él no entienda nada) hasta si debo o no aceptar una oferta de trabajo.

Enséñale qué esperar de un verdadero caballero, pero dale independencia también.

Papá me abre la puerta antes de entrar, me cede el asiento, me da su abrigo si tengo frío, me hace caminar en el lado interior de la vereda, paga la cuenta cuando salimos solos, me da la mano al bajar del auto, me cuida con su mirada cuando estamos en reuniones, me protege como su mayor posesión (luego de mi madre), pero por sobretodo, me da alas para volar, entrena mi vuelo, y potencia mis sueños con sus consejos. Respeta mi espacio, y entiende mis silencios.

Escúchala, no la juzgues, solo escúchala. Y préstale atención, por favor. 

Cuando estaba en mis 14/15 años, mi mamá tuvo que hacer un viaje al extranjero por casi un mes, y estoy segura que esos fueron las peores 4 semanas de mi papá, no tanto por la ausencia de mi mamá, sino porque tuvo que escuchar todas, TODAS mis historias.
Supe que mi papá realmente me escuchaba, cuando un día llegué del colegio y encontré el álbum de Monster Inc. en mi cama junto con 5 paquetes de stickets. Lo había mencionado una tarde mientras almorzábamos, y él había decidido comprarlo para mi.
No importa la historia, ni el momento, yo sé que él me escucha, así solo mande monosílabos aleatorios mientras ve un partido de fútbol.

10646735_10153397957369935_7779252655806320803_n
No hemos cambiado nadita.

Dicen que el primer amor de una hija, es su padre, y no tengo dudas al respecto. Lo amo por cosas grandes como el no abandonar el proyecto de ser mi padre, y lo amo más en los detalles pequeños, de prepararme el té como me gusta, enseñarme a ahorrar para invertir en mis sueños, considerarme en sus asuntos, y amarme tal cual soy, entre otras cosas.

Feliz día del Padre, a todos los papás, que como el mío, arruinaron a sus hijas para cualquier otro hombre al poner la valla tan alta, que encontrar alguien que se le compare, no es una tarea fácil.

                           SI TE INTERESÓ LO QUE ACABAS DE LEER, RECUERDA QUE PUEDES  SEGUIRME EN FACEBOOK, TWITTER, O SUSCRIBIRTE A MIS ARTÍCULOS.

Anuncios

Un comentario sobre “Sobre la paternidad por una hija

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s